Estudiantes de la UMSS desarrollan máquinas innovadoras y de alta precisión

Compartir Noticia

Una centrifugadora de miel, una trituradora de vidrio, una mezcladora de pintura en polvo, una ralladora de queso, una descascaradora de nueces y una máquina de helados artesanales son algunas de las 13 máquinas que fueron desarrolladas por estudiantes de las carreras de ingeniería mecánica y electromecánica de la Universidad Mayor de San Simón (UMSS). Estos prototipos son máquinas innovadoras y de alta precisión.

Las máquinas, expuestas ayer en la planta piloto de ingeniería industrial (UMSS), fueron desarrollados en el marco de la materia Elementos de máquinas que está a cargo del ingeniero Guido Gómez quien señala que muchos de estos prototipos fueron desarrollados a solicitud de pequeñas, medianas empresas y personas particulares.

Explica que detrás de cada máquina hay una gran investigación que es realizada por los estudiantes donde todos los conocimientos teóricos aprendidos los unen con la práctica que realizan.

“Todo parte de una idea y en función de esa idea se tiene que crear el mejor mecanismo para ello”, dice Gómez. Ver los parámetros de requerimiento, capacidad, tipos de materiales, el diseño, los cálculos, elaborar el proyecto a diseño final y la construcción de la máquina es parte de todo el proceso, comenta.

Señala que los parámetros más importantes para que una máquina sea eficiente son la velocidad y los ángulos de corte óptimos, de acuerdo a los requerimientos.

Lo cual es corroborado por los estudiantes. Por ejemplo para la peladora de maní o de nuez se tiene que tener la velocidad óptima para que destroce la cáscara pero no el producto.

“Con esto la UMSS, desde el campo de la mecánica y electromecánica está cumpliendo con su rol de apoyar el desarrollo productivo de nuestra región”, señala Gómez.

Acota que en la universidad sí se desarrolla ciencia y tecnología que está mostrada a través de estos prototipos que responden a las necesidades de la sociedad porque muchos de ellos fueron realizados a solicitud de diversas pequeñas empresas o personas particulares.

Así, Diego Sotomayor, gerente general de Casa Jardín Eventos, solicitó a un grupo de estudiantes el desarrollo de una máquina trituradora de vidrio que les ayudará a reducir el volumen y reciclarlo.

“En los diversos eventos que se tiene se utiliza bastante botella de vidrio y con el objetivo de cuidar el medio ambiente, reciclar y mejorar la eficiencia del uso de materiales de deshecho que incluye ver todo el proceso de la basura, solicitamos una máquina trituradora de vidrio”, explica.

Los estudiantes que elaboraron este prototipo señalan que con esto redujeron el volumen de la basura a una quinta parte.

A nivel general, todas estas máquinas ayudan a realizar el trabajo en menos tiempo, optimizan el proceso de producción y disminuyen los costos –en cuanto a cantidad de operarios- y son más económicas (precio).

Algunos de los prototipos

Trituradora de vidrio. Esta máquina reduce el volumen de la botella de vidrio a una quinta parte.

Mezcladora. La mezcladora de pintura electroestática tiene la capacidad de mezclar 25 kilogramos en 10 minutos. Invirtieron unos dos mil bolivianos en su construcción y fue financiada por una empresa cochabambina.

Los estudiantes comentan que lo más difícil fue la construcción del cilindro.

Centrifugadora. La centrifugadora de miel fue desarrollada para facilitar el trabajo de extracción de la miel. Se colocan los paneles en la máquina y a través de la fuerza centrífuga hace que la miel se deslice a los costados la cual chorrea por un agujero hacia la base, y esa ya es la miel pura para el consumo.

Ralladora. Esta máquina ralladora de queso, la cual ya está vendida, costó unos cinco mil bolivianos. La mayoría es de acero inoxidable –especialmente lo que tiene contacto con el producto-. Es ideal para una panadería.  

Helados. Este prototipo ayuda a preparar helados artesanales. Costó unos 4.500 bolivianos.

Peladora de maní. Los estudiantes señalan que lo más complicado en el desarrollo de esta máquina fue calcular el punto en que vote la cáscara y no el maní. Tiene la capacidad de pelar 360 kilogramos por hora y solo se necesita una persona para ello.

Descascaradora de nueces. Esta máquina pela más de cuatro quintales de nueces en una hora. Costó unos 1.500 bolivianos.

Fuente Periodico GENTE


Compartir Noticia

Comentarios